Búsquedas

Cubbit está aquí, la nube verde de kilómetro cero


Ahí Economía circular disminuyó en los servicios de TI y precisamente a los de la nube. Esta es la novedad que propone una startup italiana que se presenta como "el Airbnb de la nube" para explicar brevemente lo que inventó. Se llama Cubbit y toma por los cuernos un problema que todos parecemos querer ignorar, como los avestruces. La enorme cantidad de energía que está devorando el sector de las TIC y el CO2 que emite la nube. Es un tema de gran actualidad cuya solución sería un verdadero punto de inflexión en todo el mundo. Averigüemos más sobre lo que propone Cubbit y por qué puede tener un impacto, tanto en nuestras vidas como en la de todo el planeta.

¿Qué es la nube y por qué no es verde?

La palabra "nube" puede engañar, te hace pensar en algo ligero, inofensivo, que pasa y se va, pero si hablamos de nube, esto no refleja la realidad de las cosas. De hecho, se trata de centros de datos tangibles, sistemas de hardware reales presentes físicamente en la Tierra, donde se almacenan nuestros archivos y "llegan" allí gracias a una conexión a Internet.

Esta estructura tiene un fuerte impacto en el medio ambiente, tanto en términos de energía requerida como en términos de CO2 emitido, segundo a segundo.

Estudios recientes indican que el sector de las TIC es responsable del 10% del consumo energético mundial y las plataformas de almacenamiento en la nube juegan su papel, casi equivalente a la demanda energética de Alemania y Japón. La tendencia no es positiva, porque en el mundo intercambiamos y almacenamos una cantidad cada vez mayor de datos, por lo tanto necesitaremos cada vez más lugares para ponerlos, todo a costa de nuestro planeta que no tiene recursos infinitos.

Es en este contexto apocalíptico que Cubbit llega con una solución que distorsiona la lógica vista hasta ahora, prometiendo una nube completamente verde.

La idea detrás de Cubbit: una nube sin centro de datos

Para hacer que la nube sea verde y, por lo tanto, tenga menos impacto en el medio ambiente, Cubbit ha creado una sin centro de datos. ¿Cómo funciona entonces? ¿A dónde van los datos que solían almacenarse allí? Aquí viene la lógica de compartir que mencionamos anteriormente, porque el secreto está en compartir. Lo que sucede con Cubbit Cloud es que los usuarios comparten ancho de banda, CPU, espacio de almacenamiento que no usan y hacen posible, todos juntos, construir una especie de red completamente distribuida. Sin embargo, los datos están siempre y únicamente en posesión del usuario.

En la práctica, todo esto se traduce en un dispositivo dedicado con 512 GB de capacidad que se encarga de guardar y proteger los datos dentro de la red Cubbit. Se llama Cubbit Cell y cada usuario que posea uno puede conectarlo a uno o más discos duros externos para que el espacio disponible sea prácticamente infinito.

Cuánto costará Cubbit

Una vez que haya comprado el Cubbit Cell, ya no tendrá que gastar nada más, todo es gratis. Sin costos de suscripción o consumo mensual, puede acceder a sus datos en cualquier momento sin tener que dar cuenta de ellos.

Además de ser conveniente para quienes lo utilizan, Cubbit también es conveniente para el medio ambiente dado el drástico recorte en el consumo energético que conlleva. Por un lado, ya no se necesita energía para enfriar los servidores de datos que habitualmente se calientan, eliminando así el costo energético para el mantenimiento de la infraestructura, que es muy pesado en los sistemas de nube "tradicionales". Pero eso no es todo. Con la red Cubbit Cell que se está creando, ya no es necesario transferir datos entre centros de datos esparcidos por todo el planeta. En el caso de Cubbit, los datos, encriptados y separados en pequeños trozos, ya están distribuidos entre otros usuarios, con el fin de mantener todos los datos cerca de su propietario.

No es inmediato comprender y hacerse una idea de la entidad de energía en juego. Tomemos un ejemplo concreto: por cada 200 GB almacenados en Cubbit, el usuario puede ahorrar la cantidad de energía que consume un refrigerador en un año.

La idea de tener sus datos "esparcidos" en los espacios puestos a disposición de otros usuarios podría alarmar a alguien sobre cuestiones de privacidad y seguridad. Estas son preocupaciones simples de eliminar, solo explique que Cubbit Cloud no puede ser pirateado, a diferencia de los centros de datos que ya conocemos. Un atacante no sabría hacia dónde apuntar, si quisiera hackear algo, porque los datos de cada usuario se distribuyen entre muchos otros usuarios "anónimos" y además también están encriptados, garantizando así la máxima seguridad.

El equipo de Cubbit

Esta startup en la nube tiene su sede en Bolonia y fue fundada en julio de 2016 por cuatro jóvenes que se conocieron durante sus estudios en la Universidad de Bolonia: Stefano Onofri y Lorenzo Posani, Marco Moschettini y Alessandro Cillario. En los últimos años, Cubbit ha obtenido numerosos premios italianos (TIM Accelerator, National Innovation Award) e internacionales (EE.UU., Tel Aviv, UE), y ha sido seleccionado y financiado por Techstars y Barclays.

Los fundadores de Cubbit

Es natural preguntarse por qué este nombre. Aquí está el misterio revelado. En inglés el compartimento el armario es, por tanto, una especie de pequeño armario, en este caso un archivo, conectado con los demás. ¡Simple y eficaz! Cualquiera que tenga un pequeño espacio para "ofrecer" puede utilizar todos los de la red Cubbit.

Entrevista de ILTV con Stefano Onofri, CEO de Cubbit

La campaña en Kickstarter

¡La campaña Cubbit aterrizará en Kickstarter está en marcha! Visite la página dedicada para conocer todos los detalles ...

Para estar al día de todas las novedades relacionadas con Cubbit puedes visitar la web oficial: Cubbit.io


Vídeo: Pablo Alborán - No vaya a ser Videoclip Oficial (Octubre 2021).